.

Ora todos los días muchas veces: "Jesús, María, os amo, salvad las almas".

martes, 18 de octubre de 2016

MENSAJES EL REINADO EUCARISTICO TOMO 3.


2013 
 10-01-2013  
 
Jesús: Amada: esto va a durar mucho, va a durar mucho. Os parecerá eterno el ocaso de la Iglesia y la persecución de vuestros enemigos. Va a durar mucho: armaos de valor. Pronto las voces potentes de mi Espíritu64 se apagarán, y entraréis todos en una oscuridad que os parecerá opaca. Para entonces, por eso, quiero tu Libro y cosas como tu Libro, para que la gente pueda coger y coja ayudas tales, cuando no encuentre la ayuda por ningún otro lado. 
 
 
12-02-2013  
 
Virgen: Amada hija de mi España, ante Mí vienes: no quedarás defraudada.  Lloro. Vengo, amada hija, ¿os encontráis preparados? El esperado tiempo ha llegado y, al mismo tiempo que estoy esperanzada, temo por los que aún no os encontráis preparados y corréis el peligro de sucumbir. 
 
 
22-02-2013 
 
Jesús: Marga amada.  (Entraron 2 señoras a la iglesia donde yo estaba orando) La religión es mal entendida. Te necesito. (Estas señoras han entrado hablando en alto, se han arrodillado, han hecho una leve oración siseando, y se han ido hablando) No entres a juzgar a estas señoras, pero Yo te digo: la Religión es mal entendida en vuestro país, y Yo te necesito. La Religión es mal entendida en tu Patria. Necesito voceros de la Verdad. Sí, hija Mía, os vais a encontrar demonios. ¿No ves que está por ahí? Campa a sus anchas65. Y cada vez más anda suelto. Le habéis dado vía ancha en vosotros mismos, en el mundo, en las estructuras de pecado. Pero antes en vuestros corazones. 
Quiero que, ante las cosas que os han de venir, os encontréis preparados. No quisiera encontrar a ninguno de los míos desprevenidos y sesteando. Voceros que se sienten llamados, ¡pero no quieren convertirse! Voceros que interpretan o atisban una llamada, pero a su propia honra, para decir: “¡Seguidme a mí!”. ¿Seguidme a mí, amados? ¿Eso es lo que decís? ¡Y quiénes sois vosotros! ¡Quiénes…! Si Yo os he encumbrado, es para que me deis Gloria, no para procurárosla a vosotros mismos. Queridos, queridos… ¡Cuánto os amo, y qué poco conocéis la Verdad! 

64 Tal vez los que actualmente reciben mensajes de Dios. 
65 El Maligno

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada