.

Ora todos los días muchas veces: "Jesús, María, os amo, salvad las almas".

El Corazón de Jesús se encuentra hoy Locamente Enamorado de vosotros en el Sagrario. ¡Y quiero correspondencia! (Anda, Vayamos prontamente al Sagrario que nos está llamando el mismo Dios).

ESTEMOS SIEMPRE A FAVOR DE NUESTRO PAPA FRANCISCO, ÉL PERTENECE A LA IGLESIA DE CRISTO, LO GUÍA EL ESPÍRITU SANTO.

Oración por los cristianos perseguidos

Padre nuestro, Padre misericordioso y lleno de amor, mira a tus hijos e hijas que a causa de la fe en tu Santo Nombre sufren persecución y discriminación en Irak, Siria, Kenia, Nigeria y tantos lugares del mundo.

Que tu Santo Espíritu les colme con su fuerza en los momentos más difíciles de perseverar en la fe.Que les haga capaces de perdonar a los que les oprimen.Que les llene de esperanza para que puedan vivir su fe con alegría y libertad. Que María, Auxiliadora y Reina de la Paz interceda por ellos y les guie por el camino de santidad.

Padre Celestial, que el ejemplo de nuestros hermanos perseguidos aumente nuestro compromiso cristiano, que nos haga más fervorosos y agradecidos por el don de la fe. Abre, Señor, nuestros corazones para que con generosidad sepamos llevarles el apoyo y mostrarles nuestra solidaridad. Te lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

sábado, 4 de febrero de 2017

El obispo de Chur exhorta a sus sacerdotes a ser fieles al Magisterio de San Juan Pablo II sobre divorciados vueltos a casar

El obispo de Chur exhorta a sus sacerdotes a ser fieles al Magisterio de San Juan Pablo II sobre divorciados vueltos a casar
SIGUE VIGENTE LA FAMILIARIS CONSORTIO


Mons. Vitus Huonder, obispo de Chur (Suiza), ha dado una guía para la aplicación de la Amoris Laetitia por sus sacerdotes. En ella se afirma que sigue vigente la prohibición de que los divorciados «vueltos a casar» accedan a la comunión eucarística mientras no se comprometan a vivir sin relaciones sexuales.
(InfoCatólica) El punto octavo de la carta del obispo Huonder da indicaciones a los sacerdotes para el sacramento de la confesión:
8. Si en la conversación (durante una confesión) se solicita la absolución de un divorciado civilmente casado, debe establecerse que la persona está lista para asumir las prescripciones de Familiaris consortio 84 (Juan Pablo II, Exhortación Apostólica Familiaris consortio, 12 de noviembre , 1981). Esto significa que si ambos cónyuges no pueden satisfacer la obligación de separarse, deben vivir juntos como hermanos. Esta regla todavía se aplica ahora como entonces, porque la nueva exhortación apostólica Amoris Laetitia expresamente no pretende "un nuevo conjunto de reglas generales, de naturaleza canónica" (AL 300). El penitente debe manifestar la firme intención de vivir con respeto al vínculo matrimonial del "primer" matrimonio.
El prelado suizo pide a sus sacerdotes que ayuden a los fieles que están en dicha situación a formar su conciencia de acuerdo con la verdad acerca de la naturaleza del matrimonio, con compasión y misericordia.
Mons. Hounder indica que «el punto de partida para el acompañamiento, el discernimiento y la integración debe ser la santidad del vínculo matrimonial». 

No hay comentarios:

Publicar un comentario