.

Ora todos los días muchas veces: "Jesús, María, os amo, salvad las almas".

El Corazón de Jesús se encuentra hoy Locamente Enamorado de vosotros en el Sagrario. ¡Y quiero correspondencia! (Anda, Vayamos prontamente al Sagrario que nos está llamando el mismo Dios).

ESTEMOS SIEMPRE A FAVOR DE NUESTRO PAPA FRANCISCO, ÉL PERTENECE A LA IGLESIA DE CRISTO, LO GUÍA EL ESPÍRITU SANTO.

Oración por los cristianos perseguidos

Padre nuestro, Padre misericordioso y lleno de amor, mira a tus hijos e hijas que a causa de la fe en tu Santo Nombre sufren persecución y discriminación en Irak, Siria, Kenia, Nigeria y tantos lugares del mundo.

Que tu Santo Espíritu les colme con su fuerza en los momentos más difíciles de perseverar en la fe.Que les haga capaces de perdonar a los que les oprimen.Que les llene de esperanza para que puedan vivir su fe con alegría y libertad. Que María, Auxiliadora y Reina de la Paz interceda por ellos y les guie por el camino de santidad.

Padre Celestial, que el ejemplo de nuestros hermanos perseguidos aumente nuestro compromiso cristiano, que nos haga más fervorosos y agradecidos por el don de la fe. Abre, Señor, nuestros corazones para que con generosidad sepamos llevarles el apoyo y mostrarles nuestra solidaridad. Te lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

miércoles, 12 de abril de 2017

IMPORTANTÍSIMO MENSAJE DE NUESTRO SEÑOR A LA PROFETA DE LOS ÚLTIMOS TIEMPOS MARGA. LÉELO, DE ELLO DEPENDE TU SALVACIÓN.

El Enemigo está siempre muy pendiente de vosotros porque, consiguiendo tumbaros, consigue hacer mucho daño. Por eso: velad y orad. Orad y sacrificaos. Ayunad y haced penitencia.




1.- JESÚS DICE  QUE LA ABOMINACIÓN DE LA DESOLACIÓN VENDRÁ SIN SER VISTA.
2.- JESÚS DICE LO QUE TENEMOS QUE HACER PARA EVITAR ESO. RELATA SUCEDERÁ.
3.- JESÚS DICE QUE DEJEMOS ACTUAR A SU PAPA, EL AUTÉNTICO.
4.- PODREMOS RESISTIR? LEE LO QUE NOS DICE JESÚS.
5.- JESÚS NOS DICE COMO VENDRÁ SATANAS Y POR LO QUE SE HARÁ PASAR.
6.- JESÚS DICE QUE TENEMOS QUE HACER.

30-09-2015  
Retiro 

Jesús: Ven a Mí con confianza, hija.  Estoy más fría que una piedra, más seca… Pero no eres tú, sino Yo el que va a hacer el Mensaje. Yo quiero, he querido tenerte así para que se vea mejor mi Obra. Para que hasta tú misma te asombres. A lo largo de este día interrumpe lo que quieras mi discurso haciendo parones para descansar, para pasear… No dependerá de tu concentración las Palabras que Yo te diré, sino de la Mía. Te aconsejo: no pienses. No medites en ellas. Tan sólo cópialas. Copia lo que oyes. Ya tendrás tiempo para meditarlas. Si no, no avanzo, no avanzaremos. Descansa e interrumpe lo que quieras, lo que debas o puedas. Te lo dejo a tu elección. Siéntete Conmigo libre. Libre para apuntar aquí en la Capilla, libre para apuntar afuera en el banco, en el jardín, las escaleras… donde quieras. Esta Casa es Mía y Yo estoy en mi Casa. Siéntete tú también en tu casa, pues tuya es también. Siéntete con naturalidad. Sé una niña pequeña que disfruta de mi Presencia y en mi campo.  Eso es, Jesús, porque no hacen falta cosas y palabras raras para tenerte. No, no hacen falta. Me tienes contigo, ¡me tenéis con vosotros! siempre que queráis. Si me expulsáis me voy, porque Soy un Caballero. Pero si queréis tenerme a vuestro lado, me tenéis.   Confía en Mí, confía en este Don de Dios. Relájate y deja de pensar en otras cosas: tu casa, en cómo harás esto… y pon tu mente sólo en Mí. En Mí encontrarás el descanso, en Mí el Amor, en Mí la Providencia que te cuida, en Mí la Fortaleza que te hará hacerlo todo.  Les ha dado miedo lo que va a pasar con la Eucaristía677. 

(1) La Abominación de la Desolación vendrá sin apenas ser vista, sin que apenas os vayáis dando cuenta. De hecho, ya está viviendo y no os dais cuenta. Convive con vosotros y no os hace variar en nada vuestros hábitos. Para que os haga variar vuestros hábitos, para que vosotros os quedéis sin comulgar, tienen que pasar antes mucho tiempo, y muchas cosas. Estos Libros serán tenidos en menos, porque dirán: “Ves, no está pasando”. Pero estará pasando sin que os deis la mayoría apenas cuenta. Lo hará primero de una forma encubierta. En muchos sitios ya no se consagra, y los que acuden a Misa acuden como a un acto protestante, sin la Eucaristía, porque el sacerdote no cree en su ministerio y no cree en el acto que celebra, no cree en la Transubstanciación. Por eso, de cada sacerdote que vosotros tengáis dudas acerca de si hace eso, no acudáis a su Misa. Dejadle que celebre “su” rito con “sus” fieles. No contribuyáis a ello. Hay Sagrarios en donde Yo ya no estoy, a pesar de haber hecho una reserva de las formas en él. No son formas consagradas. Hay sagrarios donde, por miedo a las profanaciones, han retirado de ellos el Santísimo, aunque dejan la lucecita como señal de su presencia. Son otros templos donde no estoy. Hay otras iglesias donde el sacerdote y los fieles, que se dicen católicos, dicen abiertamente que vienen a una celebración donde no está el Cuerpo y la Sangre de Cristo en el altar. Sin tapujos, sin engañar. Y se dicen a ellos mismos dentro de la Iglesia Católica, pero no lo están. Así que, como ves, la Abominación de la Desolación ya ha entrado en vuestros templos y ya está entre vosotros, aunque os parezca que no. Irá viniendo más, y poco a poco. Sin miedo. Sin aspaviento. Sin ser visto.

(2) Vosotros podréis evitar muy bien todo eso, porque a vosotros os he dado el discernimiento para ver en dónde está el Buen Espíritu. ¡Ah, Marga! ¡Serás luz de muchos! Muchos están esperando este Tercer Libro para ver y para saber cómo deben actuar. Lo primero (que tenéis que hacer) es esto: también vosotros sin aspavientos, sin ser vistos, sin hacer ruido, dejad de asistir y colaborar con cosas así, de este tipo. Dejad solos a esos supuestos “líderes de masas” e “iglesias modernas” que, con sus artes, lo único que hacen es separar a la gente de la Iglesia Antigua, la Verdadera, y de sus Sacramentos y Dones del Espíritu Santo. Lo único que hacen con esto es proclamar una llamada con el cuerno a las iras del averno, que vendrán a posicionarse en ellos. Y entonces el espíritu del mal irá tomando cada vez más cabida y actuando en ellos y en todos los que, como ellos, sigan sus ritos. 
 ¿Y los que no se den mucha cuenta, Jesús? ¿Les vas a dejar ahí? ¡Pobre gente! Yo tengo para ellos Misericordia. Es a vosotros a los que os aviso y os digo todo esto, para que a su vez podáis llevaros a otras masas tras de sí. Es un contrarrestar del ejército de las tinieblas y el Mío. ¿Os veis que os cuesta ahora seguirme y encontrarme? ¿No me manifiesto a vosotros y me tenéis como un Niño Pequeño alegre y confiado en vuestras manos? ¿No sigo viniendo, a pesar de ser tan ignorado y perseguido? Pues igual en los días donde arrecie más la Gran Tribulación. Siempre me tendréis con vosotros. ¿Sí? ¿Y no llegará un día que no te podamos comulgar? Eso será muy, muy, muy remoto. Yo vendré, prácticamente, todos los días a vosotros. Si puede ser necesario, incluso haré que se reproduzca la Hostia y nunca se termine. Yo no os dejaré. Tened fe. Yo no os dejaré sin el sustento. Por eso, hija: ¡qué temer!, ¿qué temer aquellos días?, ¿qué esperar, sino que Yo os proteja y que Yo os alimente? Querida: mis ovejitas no perecerán ni de alimento espiritual, ni (de alimento) material. Yo os alimentaré. Poned la Confianza en Mí. Sí podéis pasar penalidades, pero nunca os faltará el alimento, y mucho menos el espiritual.  Jesús, ¿para qué quieres que escriba este otro Libro? Querida, las gentes vagan sin saber a dónde ir. Necesitan guías, guías de las gentes. Guía de las gentes eres tú con este otro Libro. ¿Te parece poco todo lo que ha de pasar, y sin saber qué hacer?  Sí, Jesús, pero parece que no pasa nada… Sí, eso parece. Pero será como esto otro678. Sólo se darán cuenta que sucede los que estén avispados y escuchen, y vean, y mediten, y crean. Para los demás será como una época más en la historia, que hay que pasar, y que hay que “dejarse llevar”. Que, como Dios es el Señor de la Historia y tiene su mano en la historia, Él sabrá por qué suceden todos estos acontecimientos y lo que
habemos de hacer es dejarse llevar con Él, poniendo, como artífice, a Dios, algo de lo que sólo es artífice el hombre. Dios no quiso que el hombre dejara de consagrar. El hombre, con su libre arbitrio, decidió dejar de consagrar. Dios no quiso que en la Iglesia hubiera un Cisma. El hombre, con su propio arbitrio, decidió que ha de haber un Cisma sobre la Iglesia.  Dios no destituye a un Papa, Dios no crea a otro. El hombre, con su propio arbitrio, así lo decide.  Pero le dejasComo le dejo hasta quitarse la vida. Sois libres. El caos, la confusión, la separación, la guerra, el horror, el desamor… no fue querido por Mí.679 Y vuestro deber no es aceptarlo mansamente, como venido de mis manos, sino oponerse a él y luchar contra él, evitarlo. Vuestro deber es evitarlo. Vosotros, a cuantos más podáis, hablad a la gente de esto.  Nos tomarán como locos. En un principio. No desistid. Yo daré señales a los que tengan que creer para que crean en esto. Vosotros simplemente difundid esta Obra. En un principio, se ridiculizará vuestra postura, como ya lo está siendo. Se os cierran algunas puertas, las de las mentes obtusas. Tenéis que daros mucha prisa en escribir, corregir y publicar este Libro. Si puede ser enero, mejor que febrero. Digo “si puede ser”, no que “tenga que ser”. Trabajad con (agilidad, prontitud), pero no agobiaros y que no se pierda vuestra salud si veis que no llegáis. Esto os lo digo solamente para que veáis la premura de tiempo que tenemos. En un principio va a venir el Cisma y no parecer que viene. De hecho, ya lo tenéis, ya lo tenéis encima. Ya hay sacerdotes abiertamente en contra del Magisterio de la Iglesia Católica; ya hay declaraciones conjuntas de muchos de ellos; ya se unen para oponerse a la Iglesia de Cristo, y crear otra Iglesia a su medida. Y no se lo quiere dar mucho bombo a esto, pues es muy grave. Y se espera que recapaciten, pero no lo harán. Se espera que, cuando lo hagan más abiertamente con más fuerza y mayor número de ellos, que el Papa responda excomulgándolos, pero no lo hará, porque es consciente de que eso es el Cisma anunciado. Piensa que, de esa manera, ellos recapacitarán. Y así da más tiempo a que sobre ellos venga el Aviso, y puedan ver. Pide el Aviso como una Misericordia de Dios, confía en él, en que vendrá, reconduciendo a toda la Iglesia a su redil. Por eso espera la actuación de Dios, y no hará nada que cierre el paso definitivamente a esos fieles a la Iglesia. Está en lo adecuado.  ¿Sí? Sí, pero sus hermanos, los “católicos de toda la vida”, los fieles, exigirán una excomunión de estos sus hermanos. Realmente, ellos mismos ya se han excomulgado, ya se han salido de la Iglesia al proclamar eso. Queda claro que no pertenecen a la Iglesia Católica.  ¿Qué es “eso”? Que Jesús no está en la Eucaristía. Que los divorciados y vueltos a casar, pueden comulgar, así como también todos los de vida licenciosa, pues “lo que celebramos no es comulgar el Cuerpo y la Sangre de Jesús, sino una reunión fraterna de caridad”. Eso ya lo están haciendo. Ya se hace en muchas iglesias. Pero luego será oficial.  El Papa debía poner orden. No. Debe dejar que lo ponga Yo. Pero no querrán esperar, sabedores de que, si esperan, Dios podría solucionarlo, dando ese toque a las conciencias que les haría recapacitar. Lo que quieren es romper la Iglesia, que la Iglesia se rompa ya, y sin remedio. Pretenden que sea una escisión que acabe con ella. Así introducen al Antipapa, que de otra forma no introducirían. Dejando actuar al Espíritu Santo, el Espíritu Santo siempre reconduce a la Iglesia. No dejarán actuar al Espíritu Santo. Querrán impedir la conversión de estos Cismáticos porque, durante el Aviso, ellos se espantarán, y se encontrarán que, estando excomulgados, no pueden recurrir a su Madre la Iglesia,680 y se desesperarán. El Antipapa los excomulga, y alejados como lo estarán, de Dios, se sentirán incapaces de volver. Para realizar esta excomunión, se ha tenido que retirar primero el Santísimo de los Templos. Dando la orden de primero no reservar, y de luego, no consagrar. Temporalmente. Se dice que esto es temporal, hasta que vuelva luego la “normalidad” a la Iglesia. ¿Cómo se puede decir que no es normal defender el Cuerpo de Cristo? ¿Cómo pueden ellos defender el Cuerpo de Cristo si en sus almas, al comulgar, comen y beben su propia condenación?681  Señor, esto es demasiado complicado… No lo es. Escucha: Lo que quieren es retirar el Santísimo de los Templos primero, y después de vuestros cuerpos y vuestras almas. Lo que quieren es también retirar el “katejon”,682 el obstáculo que retiene la venida del Anticristo, y eso es el Papado. Con esto logran las dos cosas, retirar las dos cosas. Y de una manera sencilla. Retirando al Santísimo de los Templos, retiran la protección que desde el Cielo viene sobre vuestros pueblos, sobre vuestras ciudades. Retiran la protección del Cielo sobre vosotros. Te digo que esto ya tiene lugar en muchos sitios de vuestras iglesias. Esto ya está sucediendo. Ya se está retirando el Santísimo, de una u otra forma.

También, la poca asistencia de los fieles hace que ya no sea necesaria su presencia en muchos pueblos, en muchas Órdenes, en muchos sitios antes frecuentados por feligreses, hoy vacíos y desérticos. El Santísimo va siendo retirado de vuestros lugares.  En aquella ciudad, aquel pueblo, aquella provincia o aquella región en la que sea retirado el Santísimo, queda mucho más a la intemperie y merced que venga satanás sobre ella y pueda hacer estragos. Retirando al auténtico Papado del medio, damos paso al pretendido reino que quiere hacerse satanás desde la misma Iglesia de Cristo. Para que Cristo Reine primero tiene que haber un reino del demonio, y Cristo venir a reinar por encima de él, destrozando y anulando todas las obras de muerte que se cernían sobre vosotros. Y el demonio no reina ni viene a reinar donde está Cristo. Primero se ha tenido que retirar a Cristo. En aquel pueblo, ciudad o región, país donde se dé culto a Cristo Eucaristía, el demonio no podrá reinar. No sólo donde esté la Eucaristía, sino donde se le dé culto, porque para que no esté, primero se ha tenido que dejar de dar culto. No desaparece el Santísimo de donde hay culto hasta que venga el decreto de Abolición. Entonces sí. Entonces sí os será retirado. Pero continuará en los que me aman, y en los que sean valientes, arriesgando, cuando se llegue a la cima, al cénit, hasta su propia vida. En las vidas de las gentes que han dejado de ser eucarísticas, ¡qué fácilmente se cuela satanás!  Primero se deja de estar en Gracia, luego de comulgar, luego de venir a Misa y luego de venir a la iglesia. Así, satanás puede hacer lo que quiera con esa persona. Puede hacer estragos. Satanás hace estragos en las almas no-en Gracia.  Esas cosas ya están sucediendo ahora. Reina la confusión y el desamor en las almas. 

(3) Dejad actuar a mi Papa, porque es el Papa auténtico. Confiad en él, aunque le veáis que no acierta a dominar mi Iglesia. Está asistido por el Espíritu Santo. Cumple órdenes del Espíritu Santo, que ahora mismo le dice que debe obrar así. Vosotros confiad. Confiad en él y en Mí. ¿No veis que él está reteniendo al Anticristo? ¿No veis que es muy valiente y se atreve a hablar, a decir, a cortar, a dejar… confiando en Mí? Las órdenes que tiene de parte del Espíritu Santo son: “Atraed a todas las gentes a Mí antes del día”. Es consciente de que le queda poco tiempo, e intenta atraer a la Iglesia a cuantos más pueda, porque llegará un día que ya no podrá. Y es cuando se cierren las puertas de mi Misericordia, que es cuando descienda la Ira sobre vosotros, en los días del reinado del Anticristo, del reinado de satán.   ¿Reinado de Satán? Permanecerá cerrada mi Casa por 3 años. Nadie podrá entrar o salir.  ¿Sí? ¡Tres años es mucho tiempo! ¿Podremos resistir? 

(4) Sí. Serán acortados por las súplicas de una Virgen, pero podréis resistir, sí, los que ya os habéis hecho fuertes. Y seréis guías y conductores de vuestros hermanos, los recuperados a última hora, o simplemente, los débiles, los más débiles.  ¿Durante este Reinado del Anticristo, María reina en los corazones? Sí. Es así únicamente como podréis resistir.  Cuando los corazones sean todos de María, vendré Yo. Algunos ya lo son, pero hay pocos. Hay que conseguir más. El Triunfo de la Inmaculada. Para que María triunfe como la Inmaculada, y triunfe sobre el demonio, primero el demonio debe haber tomado posesión de las almas, y establecido su reino grandilocuente. Ella lo aplastará, aplastará la cabeza de un golpe.683 Él debe creer que ha triunfado. Yo debo haber sido retirado. La Desolación sobre mi Casa, y el reinado del Anticristo. El mundo, merced las malas artes. Y todo lo tenebroso dándose cabida entre vosotros.  Los espíritus inmundos bajarán a vivir entre vosotros, pues los habéis dado cabida en vuestras almas y en vuestras casas. Muchos ya lo hacen, y habitan los espíritus inmundos en sus almas, en sus casas y en sus cosas. Esto será ya más a gran escala. Existirán “maestros espirituales iniciados” y, bajo una apariencia primero muy alegre, bella y emotiva, conducirán a las almas a la perdición y al trato directo con satanás. Creerán que lo hacen con “una Luz de Bondad”684 que todo lo inunda y todo lo posee, y eleva al alma a otras ondas de comunicación y de existencia. No se os ocurra, no os vayáis nunca detrás de esos seres espirituales, incluso algunos materiales, pero básicamente son ahora espirituales. Incluso creen que interactúan y ven a seres materiales corporales, pero son sólo espirituales. 

(5) En cuanto el demonio tenga más poder, se irá materializando y podrá hacer como encarnaciones de él en cuerpos físicos. Pero básicamente su presencia será tomada de cuerpos de hombres entregados a él. Los posee de muchas maneras. Una es la directa, como ya te he explicado, entregando voluntariamente y abiertamente tu alma a satanás, y otra es la indirecta, que la persona no es consciente que es satanás, pero sí ha entregado su alma a ese ser espiritual que se ha puesto en contacto con ella a través de vías paranormales. Le entrega el poder sobre cosas, acontecimientos, cosas materiales. Le halaga el oído, diciéndole que le va a entregar “poderes” por los que los demás hombres le alabarán. Realiza los “milagros” irreales. Y mueve las cosas de la creación para ellos. Adquiere poder sobre la creación material, pudiendo alterar lo que es querido por Dios y “crear” algo fuera del control de Dios.685 Que nunca es un “crear” de la nada, como hizo Dios,686 sino un interactuar con lo que ya está, con lo que ya está creado. Modificará lo ya creado, queriendo realizar una creación en los animales y las cosas, como la no-querida por Dios. Incluso realizará los experimentos de juntar hombres y animales, animales de distintas especies entre sí, y todo para decir que él es Dios y hace la creación como él quiere, no como fue querida por Dios. Que él tiene el poder, y él puede modificar lo que quiera. Veréis unos extraños prodigios, que no os darán ninguna paz. Sin embargo servirán para atraer a grandes masas sobre aquel que los convoca y los realiza. Será mirado como un dios, un dios humano, uno de vosotros. Pero es el Anticristo. 

El mayor prodigio que realizará será el parar las guerras, parar las muertes y la destrucción. Habrá un periodo de falsa paz propiciado por el Anticristo. No puede haber paz en donde los corazones hay guerra, y mucho menos donde hay guerra contra Dios. Toda la humanidad agradecerá este periodo de Paz. ¿Por qué se le llamará Anticristo? Porque será tomado como Cristo, sin serlo.  ¿Es una persona en concreto? Vendrá como Cristo, como si fuera Cristo en su Segunda Venida. Poniendo Paz. Como el “Príncipe de las Naciones”.687 Y la Iglesia, el Antipapa, lo reconocerá como tal. Se proclamará: la Segunda Venida de Cristo. Ése que se espera, ése que tanto esperáis. Vendrá con un poder material grandilocuente pero, ¿qué pasa que no atrae a todos los corazones a él? No tiene todo el poder espiritual. ¡Ni siquiera todo el poder material! No puede atraer a él los corazones que ya son míos. Será fácilmente detectable por vosotros.  Sobre todo no puede atraer a él los corazones que se han hecho ya de María, los corazones que viven en la consagración total a su Corazón. No podrá con los Apóstoles de los Últimos Tiempos. No podrá con las Almas Víctimas.  (Son 3 clases de gente diferente, aunque una misma puede ser las 3) Será fácilmente detectable por vosotros. Vosotros, que estaréis en Mí, veréis cómo esa supuesta Segunda Venida no os dice nada. El aspecto de ese Anticristo es bello, es belleza y bondad, pero su interior, es podredumbre. No conectará con vosotros.  La supuesta Venida de Cristo será televisada. Todo el mundo la verá. Vosotros lo distinguiréis inmediatamente. Sin embargo, muchos correrán tras él. Se dirá como que ha unido a todas las iglesias en una, y que se han cumplido las profecías de que va a haber una sola religión a nivel mundial, pero será la religión de la Bestia. Paz y un solo gobierno a nivel mundial, pero será el gobierno de la Bestia. Cesarán los cataclismos y las epidemias, pero lo serán sólo por artes negras volviendo luego con más fuerza sobre vosotros. Muchos “iniciados” creerán sanar con sus manos. No os dejéis tocar e imponer las manos por uno de ellos.

(6) ¿Qué hacemos con todo esto? Parece tremendo. Pero no me da miedo. Parece que lo distinguiremos todo fácilmente. Y que estaremos Contigo de una manera especial, protegiéndonos. Así es, será fácilmente detectable por vosotros, y tendréis siempre mi apoyo y mi ayuda. Además, si es necesario, de una manera incluso visible y milagrosa, sobre todo en el último periodo, donde va a ser más cruda la lucha. (Jesús sonreía y estaba tan tranquilo ahí, en el cuadro, que me daba la certeza de que esto lo íbamos a poder llevar perfectamente) Lo podréis llevar así, siempre que estéis unidos a Mí. Jesús, por favor, esto es una locura. Parece tan de ciencia-ficción que díselo, por favor, a otros “videntes” para que me crean. Yo lo haré. Yo lo hago.  Cuando lean esto, van a decir. “Este Libro, fuera”. O “Este Libro, venga”. Sobre todo cuando se vaya sucediendo punto por punto, y en el orden que te he dicho, lo anunciado en ellos. 

Creen los fieles que están seguros, amparados en una tal o cual parroquia, amparados ante una figura de sacerdote conocido, con buen nombre en la diócesis, con un currículo, con tal apellido… Y creen que así, amparados por esa figura, no perecerán. Pero no es nada ni nadie lo que os protege del Maligno ni lo que os protegerá de la confusión ni de la debacle, sino que seré Yo y mi Madre. Dejaos conducir por mi Madre. Es Ella la que os llevará. Todas esas figuras de sacerdotes o fieles muy “ortodoxos”, muy “de la Iglesia”, muy “fieles al Obispado”, caerán a una con el Obispado, si no me siguen a Mí y a mi Madre. ¡Ay, todos aquellos que tienen sus basamentos en la valía de sus nombres! Verán, pronto verán cómo se les va a derrumbar, todos a una, cuando llegue a vosotros la confusión en la Iglesia. Muchas gentes de buena voluntad lo pasarán mal, porque verán que se les desviarán todos sus líderes, y que seguirles a ellos será una barbaridad, pero no les quedará más remedio, porque se verán obligados. Y luego, poco a poco, convencidos más en sus ideas erradas, terminarán aceptándolas plenamente. Qué diferencia en vosotros, hijos míos, que tenéis el discernimiento, que habéis sido educados previamente en lo que es de Dios y de la Iglesia y lo que no es de Dios, que habéis tenido sabios guías, que os han engendrado, y que Dios está sobre vosotros, no os abandona, y cuando estos guías fallecen, os da otros que continuarán sus pasos. No así mucha gente. Gran número de gente que camina errada tras los pasos de un pastor errado. Son dignos de compasión. A vosotros os mando para ayudarles. Esos pastores a menudo actúan como lobos desaforados, que no sueltan su presa. A menudo actúan sobre sus ovejas como tiranos, como reyezuelos de un feudo. Y en vosotros ven una amenaza. No dudan y no les duelen prendas en calumniaros, si es preciso, para conservar sus ovejas en su redil, y que no podáis ayudar ni tener ascendiente sobre ninguna. ¡Oh, pastores errados, que erráis los pasos de vuestras ovejas y que las conducís, con vosotros, a pastos que resultan ser el Abismo! ¡Más os valdría no haber nacido! ¿No podéis ver? ¿Tan emponzoñados tenéis vuestros ojos de curároslos con un colirio que resulta ser podredumbre? ¡Oh, cómo hieren mi Corazón estos pastores errados!  

Necesitamos guías de las gentes que, como vosotros, les conduzcan por los caminos de la vida liberándolos de todo esto. No tengáis miedo. Sois vosotros los nuevos pastores. Querida, ¿cómo no ver en ti la dulzura de Dios? ¿Cómo no ver en ello (eso) el aviso cariñoso de Dios, que os dice lo que hay que hacer cuando os sucedan todas esas cosas, y os tranquiliza en el Camino, os da las pautas, os guía en esa tempestad? El aviso de todo eso que os va a pasar no es crueldad, sino caridad. No es para asustaros, sino para que estéis prevenidos y para tranquilizaros. No tenéis que temer ni aunque las escuchéis. Es más, precisamente por escucharlas, vivir tan tranquilos y confiados en que, por los pasos que vais, son los correctos y ciertos en los pasos que tendréis que tomar cuando todo esto venga a pasar.

 Por qué hay tantos instrumentos688 y cómo reconocer que  un instrumento es verdadero. Hay tantos instrumentos porque son necesarios en una época de confusión, cuando se han pervertido los guías de las gentes, los marcados por Dios para ser guías -sí, por ejemplo con el sacerdocio-, y es necesario suscitar a otros, pues las ovejas se pierden a falta de guías, y caen en el abismo. Será un momento en el que se tendrá poca comunicacción los unos con los otros, y será sólo que os llegará por medio del Espíritu Santo el Camino a seguir. No habrá una cabeza clara en la Iglesia, y los vicarios de la cabeza tampoco transmitirán bien la buena doctrina y lo que hay que hacer. A todo lo bueno se le pondrá cortapisa por parte de la autoridad, y será necesario desobedecer a “la supuesta autoridad” para seguir por el buen Camino. Luego en la Iglesia habrá división y no estaréis conectados entre vosotros en una unidad común que parte de la jerarquía, mandando lo que tenéis que hacer. La jerarquía será corrupta, como su Cabeza689, y será necesario no obedecerle. Cuando llegue el Antipapa. “Estos escritos propugnan la desobediencia al Papa”.690 No, propugnan la obediencia al Papa, al que es el Papa. Pero la desobediencia al Antipapa, el secuaz de satanás. Porque es a Cristo al que tenéis que obedecer, y al Anticristo al que tenéis que desobedecer.

¿Cómo obedecer al que se supone que tenéis que desobedecer, porque no es el oficial, y desobedecer al que se supone que tenéis que obedecer, que es el oficial? Esto sólo lo podéis hacer si tenéis una guía directa del Espíritu Santo, y si tenéis una guía directa todos a una, para saber hacia dónde tenéis que ir todos a lo mismo. ¿Pero cómo hacerlo a la vez si estáis desconectados entre vosotros, si estos reductos que me quedan de mis fieles, sufren la desconexión entre ellos porque se ha propiciado así desde mis filas, en los superiores? Pues sólo podréis ir por el Camino correcto si tenéis asistencia directa del Espíritu Santo. Y esto lo tendréis porque os he propiciado guías buenos que os guiarán por el buen Camino. Esos guías han de estar conectados a la Fuente. Y vosotros confiad y esperad. Se os prohibirá peregrinar a sitios, y os tenéis que saltar esa prohibición para recibir las fuerzas. Se os prohibirá leer determinados libros, y os tendréis que saltar esa prohibición para recibir el alimento. Se os prohibirá ir a un tal o cual Retiro, y os tenéis que saltar esa prohibición para poder escuchar del Espíritu Santo, directamente, lo que tenéis que hacer y a dónde tenéis que ir. Pero esto os será fácil, queridos. ¡Vosotros veréis tan claramente que las aguas de donde se os pide beber están emponzoñadas, que no os será nada difícil ser desobedientes a esa voz! “Propugna la desobediencia”. No; propugno la desobediencia, pero a satanás. Es a Dios a Quien tenéis que obedecer. A Dios, a las cosas de Dios, y a los Caminos de Dios. A satanás, a las cosas de satanás, y a los caminos de satanás, no obedeced: ¡Desobedeced! Os será muy fácil distinguirlo. Lo veréis claramente, y máxime si seguís fructificando en aquellos Carismas que mi Bondad ha determinado daros. Sed muy fieles y fructificad mucho en los Carismas extraordinarios. Es la salvación de mi Iglesia, en donde “lo oficial” va a ser contrario a la Ley de Dios. Lo “extraoficial” va a ser vuestra salvación. Por eso, mis guías: no tengáis miedo. Cada vez más Yo me iré manifestando a vosotros, y aquellos que están dubitativos, como tú, tendréis la seguridad de que todo lo que Yo te hablo, viene de Mí. Y tendréis mayor seguridad para estar conduciendo a las gentes, aunque sea en contra de “la autoridad competente”. Lo veréis claro. Tendréis grandes frutos y, sobre todo, la Paz. Ora por mis sacerdotes. Ora para que no sucumban. Ora para que este Libro llegue a cuantos más puedan, mejor.  No les va a gustar este tema de la desobediencia. Precisamente es un tema que les va a gustar, porque es un tema en el que estarán dubitativos, y esto les hará elegir bien. Ora. Reza por ellos. Orad mucho por los sacerdotes. Llegará un tiempo que se convertirán en secuaces de la Bestia, si no están atentos.

Un sacerdote podrá preservarse de esto si quiere. Pero no le será fácil. Necesitará mucha ayuda. Y sobre todo, de vuestras oraciones, porque para un sacerdote la persecución va a ser brutal. Porque un sacerdote está más en el punto de mira al ser guías de más gente, y sobre él se ceba el Maligno porque, confundiéndole a él, pueden confundir a un mayor número de gentes. Hay muchos sacerdotes considerados ahora mismo como Carismáticos que se desviarán. Porque conducen a un mayor número de gentes. Porque tienen en sí el ministerio del sacerdocio y el Carisma de Profecía, que prolifera en estos Tiempos, y otros Carismas del Espíritu.691 ¡Valientes hijos, que los han aceptado! Pero tengo que decirles que vigilen, que oren, que estén atentos y vigilen mucho. Sobre todo, que sometan su espíritu al Espíritu, que se sometan a Dios, que no se crean tan llenos del Espíritu que no necesitan a Dios. Así como tú peligras por ser depositaria del Don de Profecía, peligran ellos mismos doblemente por tener el Don del Sacerdocio y el Don de Profecía. ¿Qué hacer? Vigilad, ayunad y orad. No dejéis que el espíritu de soberbia entre en vosotros. Valorad todo siempre al final del día, y no poneos a vosotros mismos como protagonistas de los prodigios de Dios. Dios es el que hace sus prodigios, a través de vosotros. No engreíros. Dejad que el maligno hable por otros lados. No poneos al habla con él. No quered tratos de ningún tipo con él. Aunque en principio os parezcan tratos para salvar almas. Él es mentiroso. No puede proponeros salvar almas el que tiene como fin perderlas.  Parece fácil verlo. Conmigo, hija mía, viviréis las mayores aventuras. Es ameno lo que os propongo, es divertido, es optimista, aun en medio de las mayores calamidades. No temas nada, no temas. Lánzate a esta vida. Todo lo que veas que sucede por tu medio, tú siéntete, simplemente, como una vía, un instrumento. Como si para andar, el Espíritu necesitara de una carretera. O como si, para hacerse oír su Voz, necesitara de un transistor. Eres un soporte692. “Un soporte técnico”sí, como ahora se dice. Sin esos “soportes técnicos”, qué difícil que llegue la comunicación hacia vosotros, ¿no? Pues así vosotros. Así tú y contigo. Que la gente te vea como un simple “soporte técnico”, pues lo eres. Comunícales al mundo cómo es tu vida Conmigo. Y cómo Yo no te dejo ni un minuto y acudo a todas tus llamadas. Cómo Yo no me puedo resistir a la voz de mis niños pequeños. Y cómo Yo te voy dando las instrucciones, paso por paso, de lo que hay que hacer. Así no os sentiréis solos, así sabréis por dónde hay que ir. Por eso te digo, amada: confiad en Mí en aquellos días. Ejercitaos desde ahora en la confianza con las pequeñas cosas que os suceden, e incluso con las grandes.

No sabéis bien de lo que seréis capacesConfiáis también poco en vuestra valía. Debéis tener más confianza en Mí. A ti te va a encantar esta labor en la que Yo te voy a meter. Va conforme a tus posibilidades. Te va a gustar, amada, te va a gustar. Conquista los corazones con mi Alegría, con mi Delicadeza, con mi Exquisito Amor y mi Bien hacer las cosas. Conquistarás los corazones para el Reino de Dios. Ponte siempre “el mundo por montera”, como soléis decir vosotros. Y que si alguien no le gusta, sal de ahí y sacúdete el polvo de tus sandalias.693 Siempre habrá corazones, y corazones, y corazones, y corazones dispuestos a “enamorarse” de ti y tus Mensajes, porque lo estarán de Mí. Hazme caso: que no te importen los desprecios. Los “aprecios” que has de tener, te compensarán con creces todos esos desprecios. Ni te acordarás de ellos, los olvidarás.


NOTAS:

677 Había gente que me lo había comentado
678 Que te acabo de decir.
679 Cfr. Sb 1,13s.
680 Se verán así, y se creerán que no podrán recurrir, pero siempre se puede recurrir a la Iglesia, que es Madre. 
681 Cfr. I Co 11,29.  
682 Cfr. 2 Ts 2,6s.
683 Cfr. Gn 3,15.  
684 Cfr. 2 Co 11,14.  
685 Lo altera con el permiso de Dios. 
686 Cfr. Gn 1,1. 
687 Cfr, Ez 31,11
688 Como tú. 
689 El Papa falso. 
690 Me dirán.
691 Tienen mayor persecución y mayor ataque del enemigo. 
692 Aquí pensé: ¿Cómo un soporte técnico? 
693 Cfr. Mt 10,14; Hch 13,51. .   

No hay comentarios:

Publicar un comentario