.

Ora todos los días muchas veces: "Jesús, María, os amo, salvad las almas".

El Corazón de Jesús se encuentra hoy Locamente Enamorado de vosotros en el Sagrario. ¡Y quiero correspondencia! (Anda, Vayamos prontamente al Sagrario que nos está llamando el mismo Dios).

ESTEMOS SIEMPRE A FAVOR DE NUESTRO PAPA FRANCISCO, ÉL PERTENECE A LA IGLESIA DE CRISTO, LO GUÍA EL ESPÍRITU SANTO.

Oración por los cristianos perseguidos

Padre nuestro, Padre misericordioso y lleno de amor, mira a tus hijos e hijas que a causa de la fe en tu Santo Nombre sufren persecución y discriminación en Irak, Siria, Kenia, Nigeria y tantos lugares del mundo.

Que tu Santo Espíritu les colme con su fuerza en los momentos más difíciles de perseverar en la fe.Que les haga capaces de perdonar a los que les oprimen.Que les llene de esperanza para que puedan vivir su fe con alegría y libertad. Que María, Auxiliadora y Reina de la Paz interceda por ellos y les guie por el camino de santidad.

Padre Celestial, que el ejemplo de nuestros hermanos perseguidos aumente nuestro compromiso cristiano, que nos haga más fervorosos y agradecidos por el don de la fe. Abre, Señor, nuestros corazones para que con generosidad sepamos llevarles el apoyo y mostrarles nuestra solidaridad. Te lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

viernes, 27 de enero de 2017

Ese tiempo no está muy lejos…

Un Minuto con María
Hagamos conocer y amar a María     


San Luis María Grignon de Montfort y Marta Robin hicieron hincapié en la importancia que tendrá cada vez más la Madre del Salvador en la proximidad de los últimos tiempos. El reino de Cristo vendrá, entonces,  a través de la misma ruta que tomó en su primera venida: con y por medio de María, en compañía de legiones angélicas como en Belén.
En esos tiempos futuros, los representantes visibles de ángeles invisibles que  Luis María de Montfort llama los grandes santos de los últimos tiempos, en otras palabras, hombres y mujeres totalmente impregnados del espíritu de María,  sujetos a las mociones del Espíritu Santo y fuertes como un ejército alineado en la batalla. (Ct 6: 4). Serán los últimos cruzados, los últimos portadores de la cruz del amor (...)
Según Santa Faustina (1905-1938), ese tiempo en el que  se sentirá  más el reino angélico de María y cuando la historia se verá acelerada, no está tan lejano. Sor Lucía de Fátima parece coincidir sobre esta convicción si se cree en la confidencia que hiciera en 1957 al Padre Fuentes: "La Virgen en estos últimos tiempos que vivimos, le  ha dado una nueva eficacia al rezo del Rosario.
Hermano Bernard-Marie, o.f.s.
Tomado del  Boletín de L'Œuvre des Campagnes
n°205 – Janv.-Fév.-Mars 2003.

Lea más :
Le retour de Marie à la fin des temps  

No hay comentarios:

Publicar un comentario